Thursday, April 30, 2009

GABRIEL ZAID Y EL MÉXICO PORVENIR

Escribir es digno de ser vivido en si
Octavio Paz

Gabriel Zaid, el poeta, es una de las personas que más ha influido en mi vida. La determinación para mudar mi residencia, de la culterana delegación de Coyoacán, al ahora Pueblo con Encanto de Temascaltepec, se originó en la lectura de su obra. Zaid es un caso extraño de sabio nacional, dedicado a tareas de cálculo e ingeniería de lunes a viernes, y la reflexión metódica y filosófica, en fines de semana. Periodista cotidiano en el diario Reforma, Zaid es fundador y miembro de las revistas Vuelta dirigida por Octavio Paz y de Letras Libres. En aquel número 1, del lejano y todavía muy cercano, diciembre de 1976, Zaid escribió en Vuelta, un ensayo titulado, Alicia en el País de las Fluctuaciones, artículo de gran interés, que combina el conocimiento de la economía y la sesuda reflexión política.
Es el Gabriel Zaid que impresiono mi despertar intelectual. Lo conocí al terminar mis estudios iníciales de la Licenciatura en Economía. Lo entendí a través de sus textos, al realizar mis estudios de Filosofía, particularmente uno, El Progreso Improductivo, lectura obligada en estos días, obra de gran vigencia y novedad.
Básicamente, Zaid cuestiona el despilfarro e inutilidad de la sociedad contemporánea. Equipara la burocracia gubernamental con las grandes factorías globalizadas, en el gigantismo que las convierte en sujetos económicos, terriblemente ineficientes y derrochadores. La grave crisis que afecta hoy al mundo occidental, confirma su hipótesis de trabajo fundamental: la idea de éxito es nociva, el progreso, es improductivo.
Zaid se recrea con la comparación de lo que denomina campesinos y universitarios. Los primeros son sujetos, que la modernidad trata con sentido de desprecio e inferioridad. En cambio, los universitarios, representan la suma de valores contemporáneos, estampa de éxito y símbolo de superioridad social y política.
Juega con ejemplos tan realistas como inverosímiles, por ejemplo, la concepción de un niño campesino solo requiere del deseo natural y un petate para ser engendrado, para que acaso a la tierna edad de 5 años, comenzar su vida productiva, llevando agua a las gallinas, cuidando ovejas, como la agraciada imagen de un Benito Juárez todavía en Oaxaca. Frente a este extremo, surge la cauda de subjetividades implícita en la concepción del bebe universitario; es el cortejo, la cena, poemas, vino, ropa sensual, afrodisiacos, solo para la cohabitación inicial; después, todo un gastadero –parto psicoprofiláctico, terapias, cesáreas, guardería, psicólogos y así hasta el infinito- para que al cabo de veintitantos años mas tarde, el joven universitario, licenciado en alguna especialidad, se de cuenta que no sabe hacer nada útil, que su destino es ser ayudante de algún funcionario corrupto, o de otros que son, sin saberlo, como ocurre en muchos DIF’s regionales.
Es la matriz que se extrapola, para explicar los contrastes y las consecuencias del derroche que condena, a la vida con apremios, a la esclavitud encubierta, a depender siempre de terceros, ya sean bancos, sacerdotes, psicoanalistas, prestamistas, ayudas gubernamentales –los electoreros y humillantes programas solidaridad-progresa-oportunidades-; a vivir al pendiente del comportamiento de la bolsa de valores de New York, a cambiar el horario habitual, solo para ajustarse a los designios imperiales, que no gusta dar una hora de hándicap, a los vecinos situados en latitudes mas ecuatoriales, a sufrir el hampa y el trasiego criminal de la droga.
En Zaid encontré reflexiones centrales para entender la economía y para transitar a la matemática y la Teoría Política. Es el caso de todo negocio que se establece para la obtención de una ganancia, determinada por la relación entre el precio y volumen de ventas, respecto a los costos fijos, variables, directos e indirectos. Así encontré que cualquiera de las empresas que podido iniciar, es muchas veces más rentable, que consocios como Wall-Mart o Burger King; excepto que estos gigantes suplen su ineficiencia, a través del volumen masivo de sus operaciones, la publicidad y las prácticas desleales de comercio. El caso de las grandes automotrices gringas a punto de la bancarrota, justamente se explica por esta causa: no pueden seguir vendiendo miles de automóviles, como antes y no alcanzan a cubrir sus costos y gastos inmensos.
Sería bueno revisar a este intelectual mexicano, para encontrar soluciones simples a los grandes problemas nacionales. Sobre todo cuando la acción gubernamental, se inscribe en la misma lógica del derroche, peor aún, pues los flujos de efectivo que sostienen el dispendio estatal, proviene de impuestos y pagos que sufrimos los ciudadanos. Por ejemplo, si tan solo fuera posible auditar, pero de verdad, los resultados de la gestión de Peña Nieto y ver de cerca el costo real de cada kilometro de carretera o de cada metro de hospital, revisar si en verdad están terminados y funcionando y agregar el costo de la publicidad con la que se promueve como funcionario trabajador, probo y cumplido, seguramente la calificación seria totalmente reprobatoria, engañosa y falsa, a pesar de lo que digan las monas de plástico de la TV, que mienten sin escrúpulos, a la gente.
Habrá que ver si la decisión de instalar un Batallón de Infantería en San Miguel Ixtapa, para 654 soldados, además de servir para cuidar e imponer orden y garantizar el cumplimiento de la ley, sirve como acicate para el comercio regional, como estímulo concreto para revertir la economía sureña, decaída y quebrada, por culpa de las decisiones, de los malos gobiernos que padecemos.

Tuesday, April 28, 2009

LAS PLAGAS BÍBLICAS Y EL DISTRITO FEDERAL

Se insiste en derrumbar el optimismo social, la alegria de la gente. No se ha detenido el retroceso apresurado de México, a las peores épocas de nuestra incipiente historia. Vale la pena recordar que esta nación, apenas cumple 200 años de existencia, una nada comparada a las centurias de vida que cuentan los Estados europeos, menos aún ante los milenios de China, India o Egipto.
Pero el asalto a la torre principal no se contiene. El Distrito Federal y hay que demarcarlo así, no la Ciudad de México, menos "el Valle", como le llaman los toluqueños apocados, engreídos y ambiciosos, se ha convertido en el bastión liberal, en la plaza de la conciencia, sede de toda cultura y expresión de libertad, organizada y gobernada por el partido único de oposición.
Desde las elecciones fraudulentas de hace dos años, que convirtieron a Felipe Calderón en dueño de la Presidencia de la República Mexicana, no ha habido día en que se incrimine, ataque, acose de mil maneras, al movimiento, la esencia y espíritu de la izquierda nacional. Este mes de abril, de año de elecciones políticas, se ha desbordado la iniciativa furiosa en contra, más que de los chilangos o de los capitalinos, del estilo, forma y pensamiento que representan: libertad, tolerancia y respeto.
Ha sido el fantasma del agua primero y ahora la influenza porcina. Son experimentos ensayados con anterioridad en otras latitudes y con el mismo propósito: reprimir, someter y dominar.
A diferencia de otros tiempos, de cuyo registro no hay antecedentes cercanos, mas bien remotos –y no me refiero al consumo de la cannabis- que datan de 1833, cuando las epidemias de cólera y peste, diezmaban a una población ignorante y temerosa.
Hoy en cambio se han confabulado la Dictadura constitucional, con los sectores más reaccionarios y conservadores, al amparo de medios de comunicación desbocados, para aterrorizar a la población atribulada y desprotegida.
Porque las opciones que repiten sin cesar no dejan espacios para disentir o para pensar de manera diferente. Es particularmente significativo que ante el anuncio de los brotes de la enfermedad, se haya señalado al DF y al Estado de México como caldo de cultivo, junto con la repetición hasta el hartazgo de las seguridades, de los beneficios de los medicamentos, tanto como la celebración de los rituales religiosos católicos. Ver misales dominicales en la televisión abierta es solo oportunismo, es reforzamientos de ignorancia y miedo, justo los componentes esenciales de toda creencia religiosa, hoy y siempre.
Es la misma receta que se repite en los anuncios que supuestamente celebran nuestra vocación democrática. Hay voyeristas, inspectores, credenciales y cuanta mecánica garantiza el éxito y transparencia de un proceso electoral, donde los actores son los mismos que se han aliado al poder, quienes no están dispuestos a cederlo ni compartir el gobierno, si no es que se les arrebate, por otros medios.
Y no hay que señalar exclusivamente a esos prevaricadores profesionales, que hacen de la vida política un programa de televisión; los Beltrones, Gamboa, los “Chuchos”, Germancito etc. etc. Hay que observar las formas que adopta la lucha por los poderes locales. En este sur de México abundan los ejemplos de Diputados que se convierten en Alcaldes, legisladores locales que brincan a la legislatura federal, jefes delegacionales, funcionarios públicos, regidores desatados. Es la compra y venta indiscriminada, de candidaturas y son depredadores de puestos públicos que pasan del PRI al PAN y de ahí al PRD, como en Temascaltepec, en Tejupilco, en Amatepec, Luvianos, con tal de conseguir su objetivo: conservar el poder por el poder.
No hay nobleza, nacionalismo, sinceridad, voluntad de servicio. Son la ambición, los compromisos y el delirio. En este momento toda la dictadura política en el Estado de México, la conformada por quienes perviven de los dineros públicos, de nuestros impuestos, del trabajo de todos, se imaginan que el “carro completo” priista, es la llave que asegura la candidatura de Peña Nieto a la presidencia de México y sin duda están dispuestos a defender de cualquier otro, el botín político, así sea a costa de crear escenarios de pánico, de cortar el suministro del agua o de cancelar las clases escolares, total, entre menos conciencia tenga la población, mas fácil se manipula y domina.

Thursday, April 09, 2009

RESTAURANTE "EL ARETÈ" CLUB DEPORTIVO Y SOCIAL


Inicio esta nota, con una atenta invitación, para que me visiten en "Rancho El Areté”. Empresa de Restaurante y Club Social, asi como Jardín de Fiestas y Eventos, que abre sus puertas en el Barrio de las Peñas, la joya de la naturaleza más hermosa de Temascaltepec, en el Estado de México.
Con servicio de mesas exclusivo para 25 comensales, en una cabaña con estilo, clase y calidad. Con espacio para toda clase de eventos sociales, políticos, festivos hasta para mil personas. El “Areté” es un gran restaurante, por calidad, servicio y por sus 10 mil metros cuadrados de jardines, arroyos y accidentada topografía. Solo aquí, usted podrá encontrar tranquilidad y absoluta privacidad, precios accesibles y riguroso control de calidad. Áreas para practicar deportes al aire libre, gimnasio, alberca, chapoteadero, ping-pong y bádminton.
El “Areté” es una empresa que busca, aprovechar las bondades del clima diurno de la región, cálido, soleado y fresco; con la belleza de las noches que en Temascaltepec, son únicas, claras y serenas, húmedas y perfumadas. Disfrutar de las lluvias torrenciales que siempre lavan y mojan abundantemente estos parajes inigualables.
Por supuesto en “El Arete” usted encontrará una magnifica selección musical y señal de televisión por satélite, para no perder ningún evento deportivo, social o cultural, de todo el mundo en que vivimos. También podrá disfrutar del ajedrez o de dominó, jenga, cubileteo de cualquier juego de mesa que usted conozca, y como gala para la convivencia y diversión, del karaoke, de esta estupenda forma de convivencia, del cantar para relajarse y descansar del estrés y las tensiones de la vida diaria.
Es el concepto fusión, la mezcla de gastronomía regional, el de la buena trucha y la buena carne típicas de Temascaltepec, preparadas con maestría e ingenio en un mundo que invita a l audacia y al descubrimiento. Fusión de sabores y de olores, con opciones de entretenimiento y de relajación, Fusión de formas y de aires florales, de sonidos y de tonalidades que solamente se pueden encontrar en esta población.
Pero el “Areté” es mucho más que esto. Es comida mediterránea con el mejor marisco de la región, es la mezcla del aceite de oliva y de la verdura, de las semillas y oleaginosas. Es la buena comida y la mejor bebida: cocteles y Bar internacional, con la garantía de la autenticidad. El “Areté” además es reservaciones, tarjetas de crédito, facturas, ambiente, control y vigilancia estricta, para que disfrute su estadía, para garantizar comodidad, seguridad y clase.
Así que ya lo sabe usted y me da mucho gusto poder invitarlo cordialmente, y dejar por un rato, la pena y vergüenza que me causa ver a este México, que la ultraderecha, reaccionaria y rapaz se empeña en destruir. Tiempos de sometimiento y mordacidad, de fanáticos, de mochos y de mandilones, de endeudamientos y publicidad sin escrúpulos, de los comerciales y de los anuncios plagados de mentiras, de cinismo y engaño. En un México desgobernado por prevaricadores, por abyectos y genuflexos, vindicadores de la derrota total de la educación nacional, en manos de los sindicatos magisteriales corruptos, mediocres serviles y de las escuelas confesionales, manipuladoras, convenencieras, hipócritas.
Hace 20 años llegue a Temascaltepec y en el trasncurso de 10 años atendí el comercio al Mayoreo del Sur. Cuando todo el tiempo la gente tenía trabajo y esperanzas, siembra y alimentos. Antes que la desesperación y frustraciones promovieran la migración al norte, el abandono y la tristeza. Antes que comenzara la tiranía del dinero y sus sacerdotes, los castrados. Antes que el narcotráfico se disputara a muerte, las rutas del trasiego de las drogas, contra los soldados del imperio, asentados en México y comandados por un sátrapa, llamado Felipe Calderón y antes Vicente Fox.

LibrArte y la Retórica

Para Platón, la Retórica era semejante a la Gastronomía y la Cosmética, vis a vis la Política, la Medicina y la Gimnasia. Él Filósof...